Politics

Conurbano Files: cuánto ganan los intendentes bonaerenses

[ad_1]

Todo se trata de buena voluntad. De los 33 municipios que conforman el conurbano bonaerense y relevó PERFIL, tan sólo 3 tienen publicado su sueldo abiertamente. Otros accedieron con voluntad a facilitar sus recibos, otros deslizaron algunas pistas pero sin revelar el número final, y otros directamente no contestaron su teléfono.

El punto en común entre los jefes comunales es que no hay un parámetro de transparencia pública ni tampoco un límite para los sueldos. Hay quienes ganan 200 mil y quienes ganan más de un millón de pesos por mes. Algunos de estos salarios superan por mucho el del Presidente de la Nación, Alberto Fernández

En esta primera nota se mencionarán los casos más destacados y, en la siguiente nota de esta investigación, se revelarán todos los sueldos brutos y netos de quienes accedieron a compartir esta información. 

Intendentes del conurbano: los sueldos destacados

El intendente de Tigre, Julio Zamora, es uno de los pocos que decide publicar de manera transparente su sueldo. Eso sí, según lo que presenta, percibe un salario bruto de $1.594.000 pesos, el más alto de los que pudo acceder PERFIL

“Representa un total de 22 sueldos mínimos, como lo dispuso el Concejo Deliberante de Tigre, que aprobó el Presupuesto. Es la misma cantidad de sueldos mínimos desde 2012, cuando Sergio Massa estaba en el cargo. Y además no cobra gastos por representación, como hacen muchos otros que lo cobran en otra partida aparte de su sueldo”, advirtieron desde la Municipalidad de Tigre a este portal. 

En el desglose del recibo, también se destaca que Zamora cobra más de 400 mil pesos sólo por antigüedad, aunque “se lo come todo ganancias”, detallaron. Con todos los descuentos, Zamora se lleva a su bolsillo 786 mil pesos

Completan el podio de sueldos más altos (entre los que accedieron a compartirlo) Gustavo Posse (San Isidro) y Soledad Martínez (Vicente López), con sueldos brutos de $ 843.000 y $ 791.000

Encuesta: cuáles son los 10 intendentes con mejor imagen del Conurbano bonaerense

Los más austeros en este relevamiento fueron Lucas Ghi (intendente de Morón) y Fernando Espinoza (La Matanza), que cobran 200 y 198 mil pesos de salario neto respectivamente. Lo destacable de Ghi es que es otro de los intendentes que presenta en la página oficial del Municipio de Morón su sueldo y, al asumir como intendente tras la gestión de Ramiro Tagliaferro, se quitó unos 25 mil pesos que se percibían como gastos de representación

Lucas Ghi y Fernando Espinoza
Lucas Ghi y Fernando Espinoza

Los gastos de representación son aquellos que contemplan una remuneración por cualquier representación del municipio fuera de su jurisdicción. Pueden representar hasta un 30% del salario total del intendente. Vale destacar que muchos jefes municipales cobran esos gastos de representación por fuera de su salario y otros lo incluyen en su recibo, lo que hace más confuso el análisis del sueldo completo de los intendentes. “Hay quienes cobran más de 200 mil pesos por gastos de representación”, se animó a contar un intendente del conurbano, en diálogo con PERFIL. No obstante, no todos los reciben.

En el caso de Espinoza, los 198 mil pesos netos no incluyen gastos de representación, que, según confiaron desde la municipalidad de La Matanza, el intendente tampoco decide percibir. 

El peronismo pierde imagen en el Conurbano: tres intendentes del PJ entre los peor posicionados

¿Por qué hay tanta diferencia de sueldos entre intendentes del conurbano?

Sólo hay una ley que establece el piso salarial de todos los intendentes: el artículo 125 de la ley 12.120 establece que ninguno podrá cobrar menos de 10 sueldos mínimos, entendiéndose un sueldo mínimo al más básico de la categoría inferior de cada municipio. Y es ahí donde está la gran diferencia. En Morón y en Quilmes, por ejemplo, esos sueldos son inferiores a los 30 mil pesos, mientras que en Tigre alcanzan los 60 mil pesos. Incluso, en General Rodríguez el sueldo base ronda los 90 mil pesos. 

Pero además, cada municipio puede tener entre 10 y 24 concejales, y ese mismo artículo establece que para las jurisdicciones que tengan entre 12 y 14 concejales, el piso serán 12 salarios mínimos, los que tengan entre 16 y 18 concejales tendrán un piso de 14 sueldos mínimos y los que tengan entre 20 y 24 concejales serán 16 sueldos mínimos. 

Por otro lado, los gastos de representación deben ser aprobados en el Presupuesto, pero pueden ser hasta un 30% más, lo que hace una diferencia enorme entre quienes lo perciben y quienes no. Y la antigüedad de cada intendente puede generar un plus de entre el 1 y el 5% extra por año, dependiendo del municipio. Asimismo, el título universitario tiene un reconocimiento que puede incrementar levemente el salario. 

Por último, el sueldo municipal mínimo está en muchos casos atado a la negociación salarial de cada intendencia. Todas estas variables hacen que las diferencias sean siderales hasta en municipios vecinos. 

Cuántos intendentes pasaron de la órbita provincial a la nacional y qué presupuesto manejan

Los que no deciden hacer su sueldo público

De las 33 consultadas, hay 15 intendencias que tras mensajes, llamados y hasta en algunos casos comunicación directa con el intendente, decidieron no hacer público el salario. En algunos casos por manifiesto explícito y en otro caso por omisión ante reiterados llamados. 

Detrás del silencio, algunos esconden cifras altas, según lo que comentan intendentes incluso del mismo bando político. “(Alejandro) Granados en Ezeiza es uno de los que más gana y no lo dice, pero se lleva como 900 mil pesos”, acusaron algunos intendentes. Granados es uno de los intendentes que hace más tiempo están en el cargo, administrando Ezeiza desde 1995.  

Alejandro Granados.
Alejandro Granados. 

En el caso de la intendenta de Quilmes, Mayra Mendoza, por ejemplo, decidieron no compartir el recibo ni el número, aunque sí precisaron que cobra 16 salarios mínimos de Quilmes ($28.000 cada salario mínimo) más los gastos de representación que están aparte y confirmaron que los percibe. De mínima da un total de 448 mil pesos brutos, sin contar antigüedad ni gastos por representación y algún otro posible ítem que pueda figurar en su recibo. 

También hay casos ambiguos como el del intendente de Marcos Paz, Ricardo Curutchet, que si bien desde la municipalidad no compartieron el recibo de sueldo, sí publican el presupuesto oficial en la página del municipio en donde se aclara que el salario bruto del jefe municipal será de 424 mil pesos, con un extra del 20% por gastos de representación, lo que eleva la cifra a 508 mil pesos. A eso hay que agregarle antigüedad y, por ejemplo, un posible bono por permanencia que en 2020 cobró y detalló a Infobae que sería de casi 20 mil pesos más. Por estos detalles es que se vuelve imprescindible poder ver el recibo para llegar al número final.

Intendentes peronistas pidieron “unidad” en medio de la interna entre Alberto Fernández y Cristina Kirchner

Un intento para poner un “tope” a los sueldos de intendentes

En su momento, el presidente de la Coalición Cívica y senador bonaerense de Juntos por el Cambio, Andrés De Leo, impulsó un proyecto para crear una Bicameral para modificar la Ley Orgánica de las Municipalidades. La iniciativa nunca llegó a aprobarse. 

“Queremos hacer una reforma profunda, no sólo del tema de los sueldos de los intendentes. Creemos que no tiene que existir ese mínimo en la norma, porque donde los municipales tienen mejores sueldos, el del intendente se va por la nubes. Y siempre se justifican en que ‘está fijado por ley’. Y además, como las paritarias son de cada municipio, hay remuneraciones absolutamente dispares. En todo caso, debería haber un tope al sueldo de los intendentes, pero no un mínimo”, había dicho De Leo a Infobae en 2020.

 

JD/ff

También te puede interesar




Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published.